UNA SOCIEDAD PROGRAMADA ESTÁ CASTRADA.

 El mayor defecto del PSOE ha sido su espíritu de programación ignorando las surgencias naturales que son las que hacen patria. El partido Socialista ha querido imponer su orden, su verdad, su paranoia enrojecida por resentimientos muy caducados y un clienterismo muy poco social, la broma de  mi tocayo A. Guerra cuando dijo que el que se moviera no salía en la foto era una profecía, bien cumplida y en alza hasta que las urnas les bajen el dedo.

 Las burradas generadas por los distintos ayuntamientos socialistas en estos años triunfales son tan enormes como las oportunidades de crecimiento social que hemos perdido y no todas han sido por estupidez, las más por obediencia de partido. Muchas veces he pensado que la cúpula territorial socialista odia a Trujillo y sobre todo en el campo de la cultura.

 A largo de mi vida joven extendida pero ya asentada con los años he sido testigo y protagonista muchas veces cojonero porque la cosa no era para menos, un Benigno cargándose un teatro de herradura del siglo XIX y grabando en los sagrados sillares de nuestros monumentos su cateta lectura… Un paseo Ruiz de Mendoza con sus olmos arrasados para hacer un aparcamiento subterráneo un tanto caprichoso y en detrimento del que recientemente parece que se ha aprobado donde verdaderamente hace falta, en los aledaños del Praillo y diez años después con el caos correspondiente en los problemas de acceso a la Plaza.

 Una Plaza remodelada en el más puro lanchismo municipal cuyo piso han tenido que retocar recientemente ya que los tacones de las mujeres se enganchaban entre los adoquines poniendo su integridad en continuo peligro… todo esto puede ser discutible pero desde que están en el Ayuntamiento el abandono cultural humano y monumental esta siendo notable, cubren el expediente con sus programaciones preparadas en Mérida o ‘vaite a sabel’ totalmente fuera de los planteamientos ciudadanos.

 Han manipulado hasta nuestra histórica Pascua de Resurrección poniendo una orquesta en la Plaza mayor, todos dirigidos hacia la estupidez y la Pascua convertida en Chíviri que poco tiene que ver con su espíritu original. Las fiestas son arquetipos que no se deben cambiar, son leyes populares y cuando estas se rompen se pierde el espíritu y llega el caos al Pueblo.

 Aquellos carnavales del 1982 que retomáramos unos cuantos trujillanos murieron cuando el Ayuntamiento se hizo cargo de su programación. Un pueblo en el que sus ciudadanos dejan de ser protagonistas se rompe, los jóvenes no sienten suyo el mobiliario urbano porque no es de ellos y si de la camarilla gobernante ¡que les den!... y así todo, si los creativos locales tuvieran el apoyo municipal para organizar su tinglado, motu propio y con pleno protagonismo seguramente que todo funcionaría bien.

 El primer gran pecado de los socialistas fue la privatización del servicio de aguas y también el de la basura, actuaron tal y como si fuesen de derechas. En aquellos momentos el servicio de aguas lo llevaba el fontanero municipal que además conocía perfectamente la red y alcantarillado de Trujillo por herencia de su padre el señor Castor; si se hubiera organizado una empresa municipal con los cuatro fontaneros de Trujillo y una escuela taller preparando a la cantera joven, tendríamos puestos de trabajo propios, el agua más barata y sobre todo nos pagaríamos a nosotros mismos la factura y no a esa empresa anónima et multinacional.

 Por ejemplo. En esto se diferencia la derecha de la izquierda y si los socialistas con sus actos liberaloides se consideran izquierda que lo sigan siendo pero poco tienen que echarles en cara a sus contrarios naturales del PP que por pura lógica ahora llegarán de blanco inmaculado pero en el fondo lo mismo, obedientes a este desastre mundial en el que los únicos que han ganado han sido la Banca y el gran Tinglado perdiendo los mesmos de siempre, el populacho que nos dicen y con razón. Hace falta ser bruto para votar a la derecha o a esa llamada izquierda mal dicha socialista.

 Tiene razón Kin cuando dice que lo primero es el bienestar y con estos liberales capitaloides del PP y del PSOE jodido lo tiene el pagano pueblo ¿soberano?... ni Carlos garrafa.

Comments