RURAL Y URBANO


El significado de la palabra “rural” según nuestro diccionario es: (Adj.) Perteneciente o relativo a la vida del campo y sus labores; (Adj.) Inculto, tosco, apegado a cosas lugareñas.
¿Inculto? ¿Será posible que a una persona rural le puedan llamar inculta?
Hoy escuché que para la nueva revisión del diccionario, allá para 2014, cambiarán el significado de la palabra. Después de insistir muchos años en ello, a las asociaciones rurales, por fin, les van a hacer caso.
Yo, si digo la verdad, nunca me paré a buscar esta palabra en el diccionario, quizás porque siempre di por hecho que significaba gente de campo, pero desde que me enteré de la definición del diccionario español de la Lengua, me quedé flipado.
Sin embargo y por curiosidad, he buscado lo que significa, según ellos , la palabra “urbano”, que es todo lo contrario a la palabra “rural”, pues bien su significado es: (adj.) Perteneciente o relativo a la ciudad; (Adj.) Cortés, atento y de buen modo; (m.) Individuo de la milicia urbana.
Ahora sí que después de leer lo que significa urbano, es cuando me quedo perplejo del todo, ósea, que el que vive en el campo o se dedica a trabajar en el, aunque sea un licenciado en Derecho que no encuentra trabajo de abogado y no le ha quedado más remedio que venirse a vivir con sus padres y echarles una mano en el campo, ese individuo es un inculto, a pesar de tener su carrera terminada.
Sin embargo, aquel “mozo” que no le salió del “naipe” estudiar y vive con sus padres en la ciudad, ese es un individuo cortés, atento y de buen modo, vamos que es un “culto” de pies a cabeza, aunque sea el tío mas paleto que existe en toda la ciudad.
Para no quedarme con las ganas, he buscado también el significado de “tosco”, que por lo visto dice así: (adj.) Grosero, sin pulimento ni labor; (adj.) Inculto, sin doctrina ni enseñanza; (f.) Piedra caliza y porosa que se forma de la cal de algunas aguas.
Entonces, vamos a recapitular: yo que vivo en zona rural, en la cual, solo se dedica al campo el 10 por ciento,si acaso, soy un grosero, sin pulimento ni labor, inculto, tosco, sin doctrina ni enseñanza y apegado a cosas lugareñas. ¡Joder, pues si que soy cosas por ser rural!
Y el chaval que vive en la ciudad con sus padres, que nunca ha visto un libro y no trabaja por qué no quiere, ese es cortés, atento, comedido, prudente, moderado, afable y como no, urbano.
No sé, quizás esté equivocado, pero hoy en día si te pierdes en cualquier zona rural con tu coche, seguro que al primero que preguntes te indicará la manera de llegar al sitio por el que preguntas, por lo tanto de grosero, nada, más bien lo llamaría cortés y atento, que son las palabras que definen al “urbano”.
Y si al mismo que has preguntado por donde se va a tal sitio y te ha mandado a tomar viento, eso si te ha contestado siquiera, que lo normal es que te ignore, ese sí sería una persona tosca y grosera. Por tanto, ya va siendo hora de buscar la palabra “rural” en el diccionario de la Lengua Española y ver la definición que se merece y también estoy en contra de que la palabra urbano signifique lo que dice ahora, porque es mentira hoy en día, como lo es el significado de “rural.
Un saludo a todos mis amigos rurales y por qué no, a mis amigos urbanos también, aunque solo conozco a uno: “Urban”, ha ha ha.

MARCOS SUERO "PANDERETA"
Comments