LOS SOCIALISTAS TRUJILLANOS CALIFICAN DE “CHAPUZA” LA ÚLTIMA CONVOCATORIA DE EMPLEO Y HABLAN DE “SENSACIÓN DE DEJADEZ”
- Acero está sorprendido porque no se han cumplido las máximas anunciadas por Casero de diálogo y transparencia para esta legislatura.

El jefe de la oposición en el Ayuntamiento de Trujillo, Fernando Acero, ha asegurado que la última convocatoria de empleo hecha por el Consistorio ha sido “una verdadera chapuza producto de la improvisación y la falta de previsión", al tiempo que se ha quejado de falta de diálogo con el equipo de gobierno municipal, a pesar de que “estamos dispuestos a trabajar, ayudar y aportar ideas” para paliar la cifra de desempleados que registra la ciudad y que se ha visto incrementada en 300 personas más en los 6 meses de gobierno de los populares.

12/12/2011
Acero ha comparecido ante la prensa no sólo para hacer balance del semestre que lleva gobernando el PP en Trujillo sino también para explicar los cambios que se han producido en el seno del comité local del PSOE, entre los que figura la apertura de una sede en Trujillo que estará ubicada en la Barriada del Perú y que estará abierta a los ciudadanos, y el nombramiento de una Portavoz, Almudena Retamosa, que tendrá como misión comentar las postura socialista con respecto a la política municipal y el contacto directo con los medios de comunicación.
El secretario local de los socialistas también dejó claro que a pesar de los resultados electorales, no ha habido bajas en el partido a nivel local sino que, por el contrario, hay nuevas solicitudes de ingreso en el partido y reiteró la total renovación del máximo órgano político local “en el que se aunan juventud y experiencia y pone de manifiesto que el PSOE está vivo y con muchas ganas de trabajar para recuperar la confianza perdida de los ciudadanos”, declaró. Asimismo, anunció la inminente creación de las Juventudes Socialistas de Trujillo formada por un grupo de jóvenes “ilusionados con el proyecto socialista y con muchas ganas de trabajar por su ciudad”.



BALANCE POLÍTICO
Fernando Acero, que no tuvo reparos en declararse “novato de la política”, aseguró estar sorprendido y decepcionado por creer que “el diálogo iba a ser una máxima” en la relación con el equipo de gobierno y tras seis meses, ha comprobado que tal diálogo ni la transparencia anunciada por los populares no existen. En este sentido, puso un ejemplo con las cuentas de las fiestas patronales, “que fueron pedidas hace 3 meses y nos responden con un folio que nadie firma y sin sello, en el que escuetamente dice que el Festival Internacional de Música ha costado al Ayuntamiento 9.495; que los Festivales de Música y Monumentos y el Rally Fotográfico no han costado nada; los Festivales de Música y Danza del castillo han costado 62.200 euros y los festejos populares 65.231 euros, y que los ingresos han sido 36.000 euros, con lo cual hay un desfase entre gastos e ingresos de 100.000 euros. En la prensa dijeron otra cifra y otras cuentas”, informó.
En opinión del jefe de la oposición, el PP ha privatizado las fiestas y por ese motivo han mermado ostensiblemente los ingresos, ante lo cual “proponemos que, en el futuro, sea el Ayuntamiento quien organice las fiestas patronales y no ninguna empresa, y nosotros nos ofrecemos para trabajar en ello”.
Otros asuntos abordados por Acero han sido al falta de limpieza de la ciudad, “a pesar de que hubo un apretón y parecía que se lo iban a tomar en serio y lo limpiaron todo”, y ahora, a su juicio la ciudad vuelve a estar sucia y sigue sin resolverse las carencias del servicio de limpieza en barriadas y calles concretas del término municipal.
También se refirió a la deuda con la empresa de limpieza “la que dejó el anterior equipo de gobierno y la que está acumulando el de ahora, porque de los 69.000 euros mensuales que cuesta el servicio, tan sólo se están pagando 36.000 euros”, y argumentó que sin limpieza, difícilmente Trujillo puede aspirar a ser un referente turístico de primer orden. Por último, habló de vertidos incontrolados y escombreras, especialmente en al zona de San Lázaro y aledaños del campo de fútbol de césped.
Para Acero, la falta de obras nuevas, el retraso en el trámite de las licencias de obra “que sigue sin resolverse y repercute en la cadena de empresas paralelas del sector”, ofrecen una clara “sensación de dejadez y de que Trujillo no avanza”. Asimismo, se refirió a la cifra de desempleados en Trujillo, -”que en los 6 meses de gobierno popular ha crecido en 300 personas”- y ante la cual los políticos deben ser ágiles en la respuesta, echar el resto y todas las horas necesarias para paliar la situación y “para la que nos ofrecemos a trabajar y ayudar para crear empleo”

DECRETO EXPERIENCIA
La última convocatoria de empleo llevada a cabo por el Ayuntamiento y referida al Decreto de Experiencia de la Junta de Extremadura, ha sido calificado por Acero como “una chapuza producto de las prisas y la improvisación”.
El concejal socialista Richard Jiménez explicó que han recibido numerosas quejas y reclamaciones por las pruebas realizadas “y mas que criticar, queremos que se cuente con nosotros en el futuro para ayudar, aportar ideas y garantizar a los aspirantes un proceso limpio y transparente”, comentó. Así comentó que se habían cometido errores graves debidos a la celeridad, “a pesar de disponer de dos meses para llevar a cabo la selección de personal, y haberlos organizados en dos semanas y que ha provocado que algunos servicios hayan tenido que cerrar, como la Oficina de Información Juvenil. Tantas fueron las prisas, puesto que tenía que estar cerrado el 30 de noviembre, que, al parecer, los funcionarios municipales tuvieron que realizar 91 entrevistas personales a los aspirantes en una mañana”, a lo que sumó falta de técnicos adecuados en las pruebas de selección (a pesar de que al Ayuntamiento dispone de ellos); haber vulnerado el Decreto por admitir aspirantes sin la titulación requerida y después de realizar los exámenes y obtener notas elevadas, quedar excluidos “jugando con las expectativas de los candidatos”, según el concejal; errores en las plantillas de corrección de exámenes y publicar listas equívocas con puntuaciones que, posteriormente fueron anuladas, llegando incluso a llamar a los candidatos con la mayor puntuación para formalizar el contrato y después decirles que no; e incluso, hasta el punto de haber realizado exámenes que incluían legislación de otras comunidades autónomas.
“En definitiva, ha sido un lista de errores y desaciertos que han convertido la convocatorio de empleo en una chapuza, por falta de ética y de previsión y, sobretodo, jugando con las expectativas de las personas para conseguir un empleo”, subrayo Jiménez.

Comments