ALBERTO CASERO ASEGURA QUE AUNQUE SEA ELEGIDO SENADOR SEGUIRÁ SIENDO ALCALDE DE TRUJILLO CON LA MISMA DEDICACIÓN
19/10/2011

Los comentarios están en las calles de Trujillo y los de hay para todos los gustos. Algunos dicen que tras los comicios generales, Alberto Casero dimitirá como alcalde y se irá Madrid; incluso, hay quinielas para ver quién le sucederá en la alcaldía. Otros hablan de las ambiciones políticas de Casero y otros muchos cuentan ya el dinero que se llevará de sus diferentes sueldos. Algunos no saben ni lo que dicen, ni siquiera lo que quieren decir, pero también critican. Desde que el pasado fin de semana, el presidente regional del PP anunciara la lista de candidatos a las Cortes y al Senado, Trujillo ha sido un hervidero de “dimes y diretes” y de chascarrillos de bar, conjeturando el futuro del primer edil de Trujillo y futuro senador, si no ocurre algo raro antes. Tanto es así, que Alberto Casero ha tenido que salir a los medios de comunicación para pedir tranquilidad a los ciudadanos y explicar sus intenciones.

“Siempre he defendido los intereses de Trujillo por encima de los mios y nada ha cambiado. Si no estuviera seguro de que puedo compatibilizar ambos cargos no hubiera aceptado encabezar la lista al senado”, ha asegurado con rotundidad Alberto Casero, en un deseo vehemente de mandar un mensaje de tranquilidad a los ciudadanos, Al mismo tiempo ha insistido en que será el alcalde de Trujillo hasta mayo de 2015, “que es el periodo para el que me han votado los ciudadanos para que sea alcalde de esta ciudad”.
Casero ha explicado que “soy alcalde pero también soy persona, y lo he analizado con profundidad y he dicho que si porque creo que son compatibles y porque creo que el que yo sea candidato es un premio a la ciudad de Trujillo y hay 8.000 Ayuntamientos en España”. Argumenta que su cargo como senador le va a obligar a estar en las sesiones que se celebran y son dos cada quince días, es decir 4 días al mes. Por contra, le va a permitir como alcalde estar cerca de los centros de poder y de gobierno y “eso será muy positivo para la ciudad y es una oportunidad para Trujillo”.
“Voy a seguir siendo alcalde las 24 horas del día, y voy a seguir luchando con el mismo empeño y sin límite de horas por Trujillo”, reitera con rotundidad Casero, quien se ha mostrado convencido de que el momento es clave y que su partido ha anunciado profundos cambios en la Cámara Alta, por cuanto pueden ocurrir muchas cosas, incluso no se descarta que pudiera desaparecer.
Con respecto al sueldo, Casero se ha referido a quienes le acusan de acumular cargos y, por tanto sueldos, que son incompatibles por ley, y que no cobra por ser presidente de la Mancomunidad, ni siquiera por asistencia a actos remunerados, “porque está en la quiebra maś absoluta”, ni tampoco en la Institución Ferial, que preside por mandato estatutario. Así las cosas, tendrá que renunciar a uno de los dos sueldos (alcalde o senador) y eso lo decidirá en su momento. Al respecto, no niega que el de senador es un cargo bien remunerado y que su sueldo siempre ha sido público, pero repite una y otra vez que ese no ha sido el motivo: “creo que será bueno para Trujillo y si yo pensara que no es posible compatibilizar los dos cargos, hubiera renunciado al Senado, porque siempre he dicho que Trujillo es lo primero y así lo he pedido a mi partido durante los últimos años. Estoy satisfecho con ser alcalde de Trujillo y políticamente no demando nada más”, apuntó.
Asimismo, Casero argumentó que se han dado casos similiares en Ayuntamientos como Badajoz, Ciudad Rodrigo, Jerez de la Frontera o Zaragoza, donde sus alcaldes han compatibilzado sus cargos de alcaldes con los de senador o diputados en las cortes generales. “Que sepan los ciudadanos que no me voy a a marchar y que voy a seguir siendo alcalde de Trujillo las 24 horas”, concluyó diciendo.
Comments