UNA ESTATUA DE DOS METROS PERPETUARÁ LA MEMORIA DEL SACERDOTE RAMÓN NÚÑEZ EN EL ENTORNO DE LA IGLESIA DE SAN MARTÍN
También llevará su nombre la calle donde esta ubicada la Casa Parroquial, la denominada Cuesta de la Sangre.

Una comisión de personas se ha encargado de gestionar el homenaje al sacerdote Ramón Núñez y recaudar el dinero para pagar la estatua en el tiempo récord de 8 meses. La obra es del escultor Ricardo García Lozano y representa la sacerdote con su boina, un breviario en una mano y la otra en actitud de recibir.


17/10/2012

Han tenido que recaudar 20.000 euros para hacer frente al encargo de una estatua de bronce de 2 metros de altura cuya ubicación, a fecha de hoy, no estaba aún decidida, esi sí, en el entorno de la iglesia de San Martín de Tours. Se han manejado varios emplazamientos pero en la decisión final también ha intervenido la Comisión de Patrimonio y se había descartado la ubicación en la puerta de Las Limas. La más probable es en los alrededores de la puerta Sur del templo de San Martín, cerca del pozo.
Los días 20 y 21 se han programado una serie de actos para homenajear a Don Ramón, como popularmente se le conocía en Trujillo al sacerdote, que comenzarán el sábado con la proyección de un documental gráfico confeccionado a base de fotografías y otros apuntes que narran toda su vida, y posteriormente habrá una mesa redonda con intervenciones de familiares, algunos de Tornavacas, localidad de la que era originario, y otras personas que le conocieron más íntimamente y tuvieron relación con él.
Al día siguiente, domingo, se celebrará una misa funeral en la iglesia de San Martín de Tours, de la que fue párroco, que estará presidida por el obispo de Plasencia, Amadeo Rodríguez, y una vez finalizados los actos religiosos, se procederá al descubrimiento de una placa conmemorativa en la Cuesta de la Sangre y la presentación de la escultura en el entorno del templo.
Son muchos los méritos que poseé el que fuera párroco de San Martín de Tours durante décadas, entre las que destacan “haber sido un impulsor del turismo en Trujillo y haber creado cooperativas allá por los años 60”, comentó el concejal Julio Bravo en el acto de presentación del programa, al tiempo que desveló también que fue Ramón Núñez quien tuvo la idea de sacar a la Virgen de la Victoria al atrio de la iglesia para que el pueblo le pudiera cantar su himno durante las fiestas patronales y fue el germen del canto de La Salve, una de las celebraciones religiosas más populares de la ciudad.
De su antecesor, dijo el párroco ya jubilado de la misa iglesia, Francisco García, que “fue un regalo de Dios, pues no sólo fue un ejemplar ciudadano sino también un santo sacerdote”, al tiempo que agradeció la generosidad del pueblo de Trujillo por haber sufragado los gastos del merecido homenaje que se la va rendir a este cura.

Comments