EL CIERRE DE LA OFICINA DE TURISMO Y DE TODOS LOS EDIFICIOS VISITABLES POR DESCANSO DEL PERSONAL SUSCITA MALESTAR
La Oficina de Turismo, el castillo, al museo del Queso y el Vino, la casa-museo Pizarro y las iglesias Santiago y San Martín han permanecido cerradas «Por acuerdo entre los trabajadores, Ayuntamiento y patronal sindical (…) por descanso del personal, los días 19, 20 y 21 de enero».
Un cartel en la puerta de la oficina de Información turística en la plaza mayor advertía del cierre debido a las libranzas de los 22 trabajadores que diariamente se hacen cargo de este servicio y los mencionados edificios. Este cierre, sin duda, ha generado cierto malestar en los grupos políticos de la oposición así como en los empresarios de hostelería, algunos de los cuales se han quejado con pruebas por la cancelación de reservas por este hecho. En la calle se decía que habían cerrado para que los trabajadores pudieran acudir a la Feria del Turismo que durante esos días se celebraba en Madrid. Fuentes del sector hostelero se han mostrado contrarios a que haya que cerrar todo, cuando Trujillo es una ciudad turística y vive de ello y aseveran que no es la primera vez que pasa en el municipio.
Para de los populares, este hecho es producto de la «falta de previsión, de ideas y de criterio» de los responsables políticos y no entienden que lo justifiquen por el descanso del personal, ya que aseguran que se pueden establecer turnos para que no haya ningún cierre.
Casero ha asegurado que este cierre ha sentado mal a los empresarios del sector porque se ha realizado sin avisar y porque ha provocado la cancelación de reservas.
El concejal de IU también dice entender las quejas de algunos hosteleros, al tiempo que opina que hay suficientes trabajadores en este departamento para mantener el servicio abierto y que haya personal de descanso.
Por su parte, el edil responsable de este servicio, Cándido Fernández, ha reivindicado el derecho de los trabajadores a tomar sus días de descanso, y no entiende se critique y no se valores el trabajo del personal de turismo, «ya que están realizando una función importante por el turismo de la ciudad».
Fernández ha reivindicado el apoyo de la hostelería para estos trabajadores porque su trabajo es muy importante para la ciudad y hay que entender que trabajan todos los días festivos y durante todas las fiestas. «No es de recibo que la oposición critique a estos trabajadores por coger los días de descanso que les corresponde por convenio, apuntó, al tiempo que restó importancia a este hecho, dado que se los días elegidos para el cierre «sólo han sido de miércoles a viernes y en época baja»
Comments